Te explicamos la diferencia entre los filtros solares: QUÍMICO vs. MINERAL, ¿cuál es mejor?

Cuando se trata de protegernos del sol, la elección del protector solar adecuado es crucial. Pero, ¿sabías que no todos los protectores solares son iguales? Hay dos tipos principales de filtros solares: químicos y minerales. Vamos a sumergirnos en este tema para entender las diferencias y ayudarte a elegir el mejor protector solar para ti.

diferencia entre filtro solar fisico y quimico

1. ¿Qué es un filtro solar?

Un filtro solar es un compuesto diseñado para proteger la piel contra los rayos UV emitidos por el sol.

Estos rayos se dividen en dos tipos principales: UVA y UVB.

Los rayos UVA pueden causar envejecimiento prematuro de la piel y contribuir al desarrollo de cáncer de piel, mientras que los rayos UVB son responsables de las quemaduras solares.

Los filtros solares actúan como una barrera, ya sea absorbiendo los rayos UV antes de que penetren en la piel (filtros químicos) o reflejándolos para evitar su absorción (filtros minerales).

2. ¿Qué filtros solares existen? ¿Qué son las nanopartículas?

Existen dos categorías principales de filtros solares: los FILTROS QUÍMICOS y los FILTROS MINERALES.

Los filtros químicos contienen compuestos orgánicos que absorben la radiación UV y la convierten en calor, mientras que los filtros minerales consisten en partículas naturales que reflejan la luz UV, actuando como una barrera física.

Algunos ejemplos comunes de filtros químicos incluyen avobenzona, octocrileno y octinoxato, mientras que el óxido de zinc y el dióxido de titanio son ejemplos de filtros minerales.

Estas dos categorías de filtros solares difieren en su mecanismo de acción y en cómo interactúan con la piel. Es esencial comprender estas diferencias para seleccionar el protector solar más adecuado para nuestras necesidades individuales y preferencias.

Nuestra crema de protección mineral NO CONTIENE NANOPARTÍCULAS y está testada dermatológicamente.

Y ¿qué son las nanopartículas?

Las nanopartículas son un aspecto importante a considerar al hablar de protectores solares minerales.

Las nanopartículas presentes en algunos productos de cuidado solar han sido objeto de debate en la comunidad científica y entre los consumidores preocupados por la salud y el medio ambiente. Aunque se han utilizado ampliamente para mejorar la apariencia y la eficacia de los protectores solares, especialmente en la cosmética convencional, existe una preocupación creciente sobre los posibles riesgos asociados con su uso.

Uno de los principales puntos de preocupación es la capacidad de estas diminutas partículas para penetrar en las capas más profundas de la piel. Aunque numerosos estudios científicos han demostrado que las nanopartículas de óxido de zinc y dióxido de titanio, cuando están recubiertas adecuadamente, no penetran la barrera cutánea de manera significativa, aún persiste una incertidumbre sobre sus efectos a largo plazo en la salud humana.

Además, las nanopartículas pueden representar un riesgo potencial para el medio ambiente cuando se liberan en el agua o en el suelo. Su acumulación en los ecosistemas acuáticos podría tener consecuencias negativas para la vida marina y los sistemas naturales.

Las nanopartículas nos preocupan por estos riesgos:

  1. Irritación cutánea: Algunas personas pueden experimentar irritación o sensibilidad en la piel después de la aplicación de protectores solares que contienen nanopartículas. Esto puede deberse a la presencia de otras sustancias en la formulación o a la sensibilidad individual de la piel.
  2. Reacciones alérgicas: Algunas personas pueden desarrollar reacciones alérgicas a los ingredientes presentes en los protectores solares, incluidas las nanopartículas. Estas reacciones pueden manifestarse como enrojecimiento, picazón o inflamación de la piel.
  3. Potencial de acumulación: Aunque las nanopartículas se consideran seguras para su uso tópico en concentraciones típicas en los protectores solares, existe una preocupación sobre su acumulación en la piel con el uso repetido a lo largo del tiempo.

Por estas razones, en Dehesia no utilizamos ningún tipo de nanopartículas en nuestras fórmulas de protección solar. En su lugar, optamos por ingredientes naturales y minerales NO NANO que proporcionan una protección solar eficaz sin el potencial riesgo asociado con las nanopartículas.

Al elegir productos de cuidado solar sin nanopartículas, puedes sentirte más seguro/a al proteger tu piel y el medio ambiente. Además, este tipo de cosmética natural promueve prácticas de fabricación más sostenibles y respetuosas con la naturaleza, lo que contribuye a un estilo de vida más consciente y responsable con la naturaleza y con tu piel.

3. Las diferencias entre un filtro físico y uno químico

Las disparidades entre los filtros físicos (minerales) y los filtros químicos van más allá de su composición molecular; también afectan su aplicación, eficacia y tolerancia en diferentes tipos de piel.

  • Mecanismo de Protección:
    • Los filtros físicos actúan como una barrera reflectante sobre la piel, desviando los rayos UV antes de que puedan penetrar. Funcionan inmediatamente después de aplicarlos.
    • Por otro lado, los filtros químicos absorben los rayos UV y los convierten en calor, que luego se disipa de la piel. Requieren unos 20-30 minutos para activarse plenamente después de la aplicación.

 

  • Irritación Cutánea:
    • Los filtros físicos tienden a ser más suaves y menos propensos a causar irritación, lo que los hace adecuados para pieles sensibles o propensas a alergias.
    • En contraste, algunos filtros químicos pueden causar irritación o reacciones alérgicas en ciertas personas, especialmente aquellas con piel sensible o condiciones cutáneas preexistentes.

 

  • Resistencia al Agua:
    • Los filtros físicos tienden a ser más resistentes al agua y al sudor, lo que los hace ideales para actividades al aire libre y deportes acuáticos.
    • Los filtros químicos también pueden ser resistentes al agua, pero su efectividad puede disminuir con el tiempo, lo que requiere una reaplicación frecuente.
diferencia filtros solares cremas protectores

El filtro más seguro es el filtro mineral, ya que protege de forma inmediata y eficaz sin dañar la piel ni el medio ambiente.

4. ¿Qué tipo de filtro de protección solar es mejor?

crema facial solar spf 50 con color bio

Recomendamos elegir un fotoprotector de origen mineral sin nanopartículas para evitar problemas de salud y alergias

La elección entre filtros físicos y químicos depende de varios factores, incluyendo el tipo de piel, la actividad planificada y las preferencias personales. Aquí hay algunas consideraciones para ayudarte a decidir:

  • Piel sensible o propensa a alergias:
    Si tienes la piel sensible o eres propensa/a alergias cutáneas, es posible que prefieras los filtros físicos, ya que tienden a ser más suaves y menos irritantes.
  • Necesidades de protección:
    Ambos tipos de filtros solares ofrecen protección contra los rayos UVA y UVB, pero si estás buscando una protección inmediata y duradera, los filtros físicos pueden ser la mejor opción.
  • Actividades al aire libre:
    Para actividades acuáticas o deportivas que implican sudor o inmersión en agua, los filtros físicos suelen ser más eficaces, ya que son menos propensos a ser eliminados por el agua o el sudor.
  • Textura y apariencia en la piel:
    Algunas personas prefieren la sensación ligera y transparente de los filtros químicos, mientras que otras pueden no querer el residuo blanco que a veces dejan los filtros físicos.

En última instancia, la mejor opción de filtro solar es aquella que se adapta a tus necesidades individuales y te brinda la protección necesaria contra los rayos UV.

Sea cual sea tu elección, recuerda aplicar diariamente y generosamente el protector solar y reaplicarlo con regularidad, especialmente después de nadar, sudar o secarte con una toalla, para mantener tu piel protegida y saludable.

5. El protector solar que cuida tu salud y el medio ambiente

En nuestro compromiso por ofrecerte productos que cuiden tanto tu piel como el planeta, presentamos nuestra Crema facial con protector solar mineral SPF50 con color. Ideal para todas las pieles.

Formulada con ingredientes naturales como el óxido de zinc y el dióxido de titanio, sin nanopartículas, proporciona una protección efectiva contra los rayos UV sin comprometer la salud de tu piel ni el medio ambiente.

Además, al ser biodegradable, es una opción respetuosa con los ecosistemas marinos.

Una de las ventajas más destacadas de esta Crema facial con protector solar mineral SPF50 es su elasticidad y suavidad en la piel. A diferencia de algunos filtros químicos, que pueden causar irritación o sensibilidad en pieles sensibles, esta crema solar es apta para pieles sensibles y no pica en los ojos.

Nuestra Crema facial con protector solar mineral SPF50 es una fórmula ecológica certificada que también contiene ricos activos antioxidantes para prevenir las manchas y el envejecimiento cutáneo.

Su color es invisible, apto para todos los tonos de piel. No deja resto blanco ni da color, tan sólo atenúa las manchas e imperfecciones del rostro, unificando la piel y aportando hidratación para evitar la sequedad.

Además, este protector solar mineral es biodegradable, lo que significa que se descompone de manera natural sin dañar el medio ambiente.

Al optar por un protector solar mineral, no solo estás protegiendo tu piel de manera efectiva, sino que también estás tomando una decisión consciente para proteger y preservar el medio ambiente. Con una fórmula respetuosa con la piel y la naturaleza, puedes disfrutar del sol con tranquilidad, sabiendo que estás cuidando tanto de ti mismo como del mundo que nos rodea.

Carrito de compra
club dehesia

DESCARGA TU

EBOOK GRATIS

Popup Club Plantas Dehesia
(cerrar)

DESCARGA TU

EBOOK GRATIS

Popup Club Aceites Dehesia
(cerrar)
Scroll al inicio